José Luis Cuevas en uno de sus autorretrato

José Luis Cuevas en uno de sus autorretrato

 

Por Nancy Medina/@NanMedina25

Una pérdida más para el mundo del arte y la cultura, José Luis Cuevas, “el niño terrible” del arte y una de las principales figuras de la Generación de la Ruptura con el muralismo mexicano y un destacado representante del Neofigurativismo, murió ayer a sus 83 años.

Además de ser artista plástico y escritor, era amante del cine. Se divertía jugando trivias sobre el séptimo arte con Carlos Fuentes y se hacían llamar los “campeones”, pues les gustaba recordar a los actores secundarios y sus filmes, los repartos completos de películas internacionales, adivinar directores y las múltiples versiones de novelas famosas.

No solo era un cinéfilo, también tuvo pequeños papeles en tres cintas mexicanas. En “Los amigos” se autointerpretó. En “Golpe de suerte” de Marcela Fernández Violante, tuvo un cameo en donde sale comprando un espejo en una venta de garaje de la familia burócrata y finalmente, en el filme “En este pueblo no hay ladrones” del director Alberto Isaac, realizó apariciones incidentales junto a Luis Buñuel, Leonora Carrington, Ernesto García Cabral, Abel Quezada y Alfonso Arau.

Y aunque Cuevas ya no esté presente, su legado es enorme y una de sus hijas, María José Cuevas, directora de “Bellas de Noche”, busca mantener el recuerdo de la persona que fue este artista a través de un documental, desde la perspectiva de la familia. Si bien no sabe cuándo empezará a realizar el proyecto, ella tiene claro que es necesario llevarlo a cabo.

“Es un trabajo que lo haría a partir de la complicidad de toda la familia, no la dirigiría –solo- yo, sino toda la familia…No quisiera retratar al artista, hay muchísimo de eso, pero sí retratar desde nuestra perspectiva como hijas, como nietos.”

 

 

 

 

 

DOCUMENTALES SOBRE JOSÉ LUIS CUEVAS

“La creación artística: José Luis Cuevas” de Juan José Gurrola

“El pintor del rictus” de Manuel Barbachano Ponce