2017-07-28 13.00.10

Por Nancy Medina/@NanMedina25

Con el Teatro Cervantes a reventar, se llevó a cabo el Homenaje de Mujeres en el Cine y la TV dentro de las actividades del GIFF 2017.

Este año las homenajeadas fueron la vestuarista Mariestela Fernández y la productora Anna Roth, figuras clave para el desarrollo de muchísimos proyectos fílmicos nacionales e internacionales, quienes han dado su vida al cine, tantos empleos a las personas y han posicionado a México dentro del mapa.

Haciendo especial hincapié en la necesidad de hacer más visible este tipo de áreas dentro de las películas, Sarah Hoch felicitó y entregó la ya famosa cruz de plata, en un primer momento a Mariestela.

«El cine no es nada sin vestuario. Eres un ejemplo para todas las mujeres y hombres que se acercan al cine. Te deseamos más y más cine siempre, sin ti el cine mexicano no sería igual».

Igualmente, la galardonada, quien estaba llena de emoción, mencionó que era importante reconocer e implementar al departamento de vestuario a nivel profesional, pues no existen carreras en México que especialice a aquellos que quieren dedicarse a esta labor.

“Para mí es un honor recibir reconocimiento por un trabajo de tantos años, siento que con él le están dando visibilidad a algo que en el cine pasa desapercibida. Gracias a todos los directores que han confiado en mí para vestir sus sueños, a los productores, a los actores y actrices, a mi familia, a mis parejas, al festival, a Tita Lombardo, que fue la  primera que creyó en mí. Amo mi trabajo, soy muy feliz haciéndolo, estoy muy emocionada por esto”.

Por otro lado, la productora Anna Roth no pudo asistir a su homenaje por cuestiones de salud, sin embargo, entre nervios, orgullo y felicidad, su hijo Jan y el nieto de Roth recibieron el máximo reconocimiento del festival que sería dado a la productora.

 

“Se siente muy padre el cariño y reconocimiento que le han dado a mi madre. Espero que siga dándonos más cine por mucho tiempo”.