Alfonso Cuarón se presentó junto a Felipe Cazals, en el festival de Guadalajara por el aniversario 40 de la cinta "Canoa".

Alfonso Cuarón se presentó junto a Felipe Cazals, en el festival de Guadalajara, para celebrar los 40 años de la cinta «Canoa»

 

Por @Sal_Franco

GUADALAJARA.- Alfonso Cuarón se presentó en el Festival Internacional de Cine de Guadalajara para celebrar los 40 años de una de sus películas favoritas y a uno de los directores que más lo ha marcado: Canoa, de Felipe Cazals.

“Vinimos a celebrar los 40 años de esta cinta que tiene la potencial violencia del ser humano, que trasciende la denuncia política y que se convierte en la naturaleza humana”, expresó el director de ‘Gravedad’.

Durante la alfombra roja realizada en el Teatro Diana para la proyección del filme, el ganador del Oscar festejó además la edición de la cinta de 1976 bajo el sello de The Criterion Collection.

“Parte de lo que estamos celebrando es que Canoa va a formar parte de la colección más importante del cine del mundo y de que Felipe sigue tan activo como hace 40 años, al igual que la importancia de sus películas sigue igual de vigente”, aseguró el charolastra.

Cuarón, quien en abril estrenará como productor la película ‘Desierto’, de su hijo Jonás, aseguró que sus triunfos en el Oscar, al igual que los de Emmanuel Chivo Lubezki y Alejandro (G. Iñárritu) son “mediáticos” y lejanos a lo que ha escrito Cazals en el mundo del cine.

“Uno solo puede aspirar a estas cosas. Lo que me pasó a mi hace un par de años, que es un fenómeno mediáticos, no se puede comparar con un legado.”

Cuarón recordó que vio Canoa durante una semana consecutiva en el cine Galaxia, y resaltó el guión de Tomas Perez Turren y la fotografía de Alex Philips Jr.

“La vi por primera vez a los 14 o 15 años y fue un parte aguas en mi apreciación fílmica del cine mexicano, porque rompía completamente con esa visión romantizada de nuestro México que predominaba en ese tiempo, para presentarnos una visión fresca de hechos muy recientes.

Felipe Cazals por su parte agradeció al festival tapatío comandado por Iván Trujillo convertirse en el anfitrión para festejar los 40 años de su cinta, y compartió con su equipo artístico y técnico, todos los méritos de su filme que, combinando la ficciópn y el documental, narra el linchamiento de cinco estudiantes en el poblado de San Miguel Canoa, Puebla.

«He tenido la inmensa suerte de tener a los mejores colaboradores durante muchos años y también de ellos es esta película”, pronunció conmovido Cazals, quien aconsejó a los nuevos cineastas “pensar, comer y vivir cine”.