jauladeoro1

 

Staff @LoftCinema

 

Brandon López no entendió lo que decía el jurado. Sólo supo que los aplausos eran para ellos, así es que en compañía de Karen Martínez y Rodolfo Domínguez, se levantó de su asiento para recoger el premio, que más tarde descubriría, los convertía a los tres en los Mejores Actores (Ensamble actoral) de la sección Una cierta mirada del Festival de Cannes.

Arriba del escenario, los nervios fueron evidentes, pero jamás lo traicionaron. Fue el primero en pedir el micrófono y enfrente de la audiencia del Teatro Debussy, agradeció a todo el equipo de la cinta por la oportunidad marcó su vida.

“Gracias a todos los que nos permitieron estar aquí por este reconocimiento que es algo muy importante para nosotros”, dijo emocionado y ya con el diploma en las manos.

Karen, nacida al igual que Brandon en Guatemala, dudó en tomar la palabra, pero terminó dedicando el premio a los inmigrantes “que nos pidieron que le diéramos voz a través de esta película”.

En el escenario también estaba el director Diego Quemada Diez, que con un gesto profundamente humano, agradeció a su elenco por hacer realidad su sueño como director.

“El mundo dice que deben continuar con su creatividad y su expresión artística. También les dice que los quiere y que continúen siendo como son”, pronunció el realizador, que de inmediato se fue a recoger otro premio para su película, el del crítico François Chalais.

Edher Campos, Luis Salinas, Inna Payán, Teresa Ruiz y Leonardo Hepblum , celebraron con champagne su triunfo, que desde ahora los pone en la historia no sólo del cine mexicano, sino de Cannes, el festival más importante del mundo.

908696