El sargento Bill Day quien fue la inspiración de Ian Fleming para crear a James Bond, fallece a los 95 años.

 

 

 

Por @LizOsorio_

 

Bill Day fue uno de los supervivientes de la Unidad de Asalto, Comando 30, que tuvo un papel fundamental en la invasión aliada de la Europa ocupada por los nazis durante la II Guerra Mundial.

 

El propio Ian Fleming fue el encargado de crear el Comando 30, cuando trabajaba para el director de la Inteligencia Naval británica, dicho comando se encargaba de recolectar información del ejército aliado.

 

Ian Fleming plasmó en la literatura las hazañas de Bill dentro del escuadrón convirtiéndolo en el super agente secreto 007, James Bond.

 

La primera operación del héroe fue la captura de la base militar alemana en Douvres-la-Delivrande, Francia, lo que permitió obtener documentos de gran valor para la inteligencia aliada.

 

Las proezas de Bill Day y sus compañeros de combate siguieron en las ciudades alemanas de Bremen, Hamburgo y el campo de concentración de Fallingbostel, donde liberaron 70 mil prisioneros.

 

Day, lejos de la vida en la guerra se dedicó a una empresa de confitería en la ciudad York en Inglaterra y murió a los 95 años dejando a su viudad, dos hijos y el legado de ser el icónico agente 007 al servicio de su majestad.